Bloody mar(th)y

indice Llega a nuestra redacción de fuentes fidelignas (el muchacho que me lo ha contado se llama Fidel) que se está haciendo un seguimiento a la estatua de la corredora que hay frente al pabellón de los deportes, la que tiene la mismita cara que el antiguo edil el sr. Yallego. Dicho seguimiento lo está haciendo personalmente Jorge Mario Bergoglio, efectivamente Su Santidad, que fue durante al menos tres años gerente de la famosa discoteca palenciana Franciscus (La Pakus) además de ser el corneta oficial de la banda de la cruz roja. Parece ser que la citada estatua esta exudando (sera por el esfuerzo) un liquido rojo similar a la sangre que tiene según alguno de sus libadores efectos milagrosos, he aquí alguno de sus testimonios:

Federico Redor (82 años): “Desde que me lo unto en las encías ya no tengo que usar corega ultra.”

Alfonso Focon (79 años): “Yo lo mezclo con vino del bueno, del de cartón, y m’ha bajao el colesterol, triceridos y la pensión arterial.”

Vanesa Belotodo (93 años): “Para mi ha sido muy bueno, ya no me chirría la prótesis de la cadera y por las noches me entra un cosquilleo ahí, que no vea como hecho de menos a mi Próculo, que paz descanse.”

DJ Loflipas (19 años): “Lo meto en los petas y desde entonces apruebo todas las asignaturas del módulo de FP que estoy haciendo para ser carnicero del Froid.”

Hay cienes y cienes de testimonios como estos y aún más increíbles, por lo que el Vaticano está estudiando la posibilidad de santificar a la citada estatua. Seguiremos des-informando.

Perpetrado por
en la sección de Deportes
el Miércoles, 12 de junio de 2013
No se admiten más comentarios en esta entrada

Switch to our mobile site