Polémica tras el debate electoral de Cascoporro de la Nava

Estos días la localidad palenciana de Cascoporro de la Nava está siendo noticia en todos los medios nacionales e internacionales que no son financiados por el Banco de Santander (o sea, Diario Palenciano, la revista Don Miki y un par de hojas parroquiales).

El burro de doña Tarsila, posando en un cartel electoral

El motivo reside en que en esta localidad, cada vez que hay elecciones municipales, se celebra un debate televisado cara a cara entre los repesentantes de los partidos políticos que concurren a las elecciones. Solo que en este caso el debate se llama copa a copa y, como Cascoporro no tiene canal propio de TV, se reúnen todos en el Teleclub, que viene a ser lo mismo.

Verdad es que este debate ha tenido incidentes de cierto alcance cada vez que se ha celebrado, y así todos recordamos el día en el que el Eufrasio, tras la tropecentésima copa, sacó su miembro viril lo colocó encima de la barra del local y pronunció la célebre frase de “36 centímetros, ¿alguien tiene un argumento mayor?”. Ni que decir tiene que tal sutileza fue suficiente para que ganara las elecciones por mayoría absoluta. Y es que en Cascoporro la gente tiene la costumbre de no hacer mucho caso de las promesas electorales y votar directamente al que la tiene más grande.

Pero esta vez la cosa ha ido más lejos. Los candidatos de este año, el Metodio, el Aldegundo y el Sandalio, después de beberse todas las existencias del garito, pasaron por alto la tradición de liarse a mamporros entre ellos y decidieron ir a liarla al corral de doña Tarsilia.

De lo que pasó en el lugar no se sabe mucho, aunque cuentan los lugareños que desde entonces allí ya no son las gallinas, sino los conejos quienes ponen los huevos y que el gallo ha sustituido su habitual canto por el repertorio de los Village People.

Pero el informe de la Benemérita reflejó algo más, ya que tras leerlo y sin apenas debatir, la junta electoral central tomó la decisión de retirar las tres listas electorales y nombrar alcalde por anticipado al burro de doña Tarsila, ya que, como todo el mundo sabe, es el ser más inteligente de la localidad. La inteligencia del jumento debe ser de unos 45 cms.

Perpetrado por
en la sección de Sucesos
el Martes, 10 de mayo de 2011

Espontáneos (3)

El comentario ha sido publicado y lo que se muestra es una reproducción provisional del mismo. Haz click en el botón de Actualizar o pulsa la tecla F5 si quieres verlo tal como ha quedado en la página. Gracias por tu participación
Por cierto tengo en mi haber un documento gráfico de un antepasado del citado alcalde, al que el peso del pueblo y el éxito se le subió mucho, adviertan a doña Tarsila : http://www.flickr.com/photos/56333386@N05/5740712480/in/photostream Atentamente, clorata de Potasa
Escrito por Clorata de Potasa el 20 de mayo a las 20:04 horas
Estimado Oso de Cardaño, la noticia la leí con anterioridad en la única publicación Pelo-pico-pata y me sorprendió que usted mismo no se presentara dado que burros hay en muchas alcaldías, aunque todo hay que decirlo, qué bien posa el de Tarsila y al final un alcalde lo que hace es posar cuando corren la cortinilla al inaugurar un calle. Creo recordar que sus palabras, las del burro, fueron algo así : Yo no gobierno con libros de texto! Yo gobierno con esto! ( Y enseñaba......el libro de la Constitución) Poco después confirmaba..La constitución dirá lo que quiera, lo que yo digo...y rebuznaba feliz) Atentamente, Clorata de Potasa
Escrito por Clorata de Potasa el 20 de mayo a las 19:56 horas
Lo cierto es que poner a un burro de alcalde no es demasiado original. Ya se han visto muchos. Y los que quedan.
Escrito por Noveldaytantos el 14 de mayo a las 19:36 horas
No se admiten más comentarios en esta entrada

Switch to our mobile site